Patricio de Azcárate Corral (1800-1886)
 
Sistemas filosóficos modernos, Madrid 1861

Parte segunda: 1 2 3 4 5 6 7 8 9 10 11 12 13 14 primera terceraImprima esta página Avise a un amigo de esta página

Parte segunda · Sistema idealista · Capítulo séptimo

Panteísmo filosófico. Doctrina
Doctrina y crítica de Malebranche

Patricio de Azcárate Corral, Exposición histórico crítica de los sistemas filosóficos modernos y verdaderos principios de la ciencia, Mellado, Madrid 1861, tomo 2, páginas 130-160.
 

Patricio de Azcárate Corral, Exposición histórico crítica de los sistemas filosóficos modernos, Madrid 1861 Principio de la evidencia. Malebranche, como su maestro, proclama en alta voz el principio de la evidencia y rechaza el principio de autoridad en materias científicas. Quiere que sólo se preste el consentimiento a aquellas proposiciones, que no puedan rechazarse, sin sentir un remordimiento interior y una acusación secreta de la razón. Distingue la evidencia de la probabilidad, y si ésta solicita y sólo solicita, aquella arrastra y produce el convencimiento. Pero Malebranche, lo mismo que Descartes, no quiere que el principio de la evidencia salga de sus condiciones naturales en el orden de la razón y de la ciencia, y que en orden a las razones reveladas rija de lleno el principio de autoridad, y para fortificar más y más esta máxima, hace una cita sumamente curiosa de Bacon, aunque callando su nombre, sin duda creyendo, que citándole, debilitaría su fuerza. Ex divinorum et humanorum malesana admixtione, non solum educitur philosophia phantastica, sed etiam religio haeretica. Itaque salutare admodum est, si mente sobria fidei tantum dentur que fidei sunt. Es admirable ver, que el mismo que cita esta máxima, acto continuo la infringe, pues lejos de cerrar en un arca santa las verdades de la fé, como había hecho Descartes, se le ve a Malebranche recurrir continuamente a los más altos misterios de la fe, para conciliarlos con sus principios filosóficos, con un empeño decidido en dar de aquellos una explicación racional. Quiere explicar el pecado original por la trasmisión hereditaria de los rastros del cerebro; representa la Eucaristía como una figura de esta gran verdad filosófica, de ser Dios o la razón la nodriza de las almas; en el diluvio sólo ve un efecto natural de leyes generales desconocidas; considera la Encarnación como una condición necesaria de la creación del mundo, y en fin, para Malebranche existe una perfecta identidad de la verdadera religión y de la verdadera filosofía.

Facsímil del original impreso de esta parte en formato pdf


filosofia.org
Proyecto Filosofía en español
© 2009 filosofia.org
Patricio de Azcárate Corral
Sistemas filosóficos modernos
historias