Filosofía en español 
Filosofía en español

Realismo ingenuo

Realismo ingenuo

El realismo ingenuo es una concepción materialista espontánea del mundo, propia de cada hombre. Todo hombre con raciocinio normal reconoce que los objetos existen independientemente de la conciencia humana. El realismo ingenuo consiste, pues, en la certeza espontánea, y en la mayoría de los casos sin darse cuenta de ello, de que el mundo, por su naturaleza, es material. Sin embargo, este realismo no es aún una concepción materialista científica del mundo, y puede ser fácilmente desorientado por el idealismo. El materialismo dialéctico, apoyándose en las conquistas más altas de la ciencia, eleva la concepción materialista del mundo al nivel de una doctrina filosófica más profunda y más consecuente. Nuestra interpretación del realismo ingenuo es distinta de la que divulgaban los idealistas, Berkeley y los machistas, quienes afirmaban que el realismo ingenuo es una concepción del mundo según la cual, el hombre tiene que ver sólo con sus sensaciones, siéndole indiferente si las cosas existen realmente o no. Lenin en Materialismo y Empiriocriticismo, mostró que esto es una deformación de la verdadera esencia del realismo ingenuo, que consiste en una certeza espontánea en que la Naturaleza existe fuera e independientemente de la conciencia. (Ver: Materialismo Espontáneo).

Diccionario filosófico marxista · 1946:259-260

Realismo ingenuo

Concepción materialista espontánea del mundo. Toda persona normal se da cuenta de que los objetos existen independientemente de la conciencia humana. De ese modo, el realismo ingenuo expresa, a menudo sin concepción teórica, la certidumbre instintiva de que el mundo es material por naturaleza. Sin embargo, el realismo ingenuo no es una concepción materialista científica. Un materialista ingenuo, espontáneo, puede ser fácilmente desviado por el idealismo. El materialismo dialéctico (ver) eleva la concepción materialista del mundo al nivel de una doctrina filosófica coherente, fundada en las adquisiciones de la ciencia. La interpretación marxista del realismo ingenuo se opone a la interpretación idealista. (Ver Berkeley). Los “machistas” (ver Empiriocriticismo; Mach) sostenían que el realismo ingenuo es una concepción según la cual el hombre no conoce más que sus sensaciones y no trata de saber si las cosas existen realmente o no. En Materialismo y empiriocriticismo (ver), Lenin muestra que eso constituye una alteración del realismo ingenuo, el cual, está seguro de la existencia de la naturaleza fuera e independientemente de la conciencia. “La convicción de los ‘realistas ingenuos’ (es decir, de la humanidad entera) de que nuestras sensaciones son imágenes del mundo exterior objetivamente real, es la convicción sin cesar creciente, sin cesar afirmada de un gran número de naturalistas” (Lenin, Materialismo y empiriocriticismo, p. 394, Ediciones Pueblos Unidos, Montevideo, 1948).

Diccionario filosófico abreviado · 1959:437

Realismo ingenuo

Concepción espontáneamente materialista del mundo inherente a todos los hombres; convicción de que todos los objetos existen con independencia del espíritu humano. Sin embargo, el realismo ingenuo no constituye una concepción consecuente del mundo, científica y teóricamente fundamentada. Las idealistas subjetivos (Berkeley, Mach y otros) interpretan falsamente el realismo ingenuo. Los machistas, por ejemplo, afirmaban que este realismo es una concepción del mundo según la cual el hombre trata sólo con sus sensaciones, y que para él carece de significado el problema relativo a la existencia del mundo material.

Diccionario filosófico · 1965:392

Realismo ingenuo

Comprensión materialista espontánea del mundo, propia de todo hombre, convicción de que todos los objetos existen independientemente de la conciencia humana. Sin embargo, el realismo ingenuo no es una concepción del mundo científica, consecuente y teóricamente racionalizada. El idealismo subjetivo (Berkeley, Mach y otros) da una interpretación falsa del realismo ingenuo. Los machistas, por ejemplo, afirmaban que el realismo ingenuo es una mundividencia según la cual el hombre sólo trata con sus sensaciones, y el problema de la existencia del mundo material carece para él de toda significación.

Diccionario de filosofía · 1984:363-364