Filosofía en español 
Filosofía en español

Sofística

Sofística

Sofística es la aplicación de argumentos falsos en una disputa o en una demostración recurriendo a los llamados sofismas, a toda clase de astucias revestidas de una exactitud formal y externa. El método característico de la sofística es “arrancar la semejanza exterior de los casos, fuera de su conexión con los acontecimientos” (Lenin). Así, por ejemplo, Plejanov justificó durante la primera guerra imperialista mundial su socialpatriotismo con procedimientos sofísticos: presentaba la guerra imperialista como una guerra de liberación nacional y trataba de aplicar, así, a la guerra imperialista lo dicho por Marx en defensa de la guerra de liberación nacional. Aferrándose a “la semejanza externa de los casos”, el sofista trata de aplicar las propiedades o las leyes de una categoría de fenómenos a fenómenos de otra categoría completamente distinta.

Diccionario filosófico marxista · 1946:285

Sofística

Empleo, en discusiones y demostraciones, de argumentos falsos, llamados sofismas, es decir, subterfugios disimulados bajo una apariencia de verdad. En oposición a la dialéctica, que exige que se tomen en consideración las circunstancias concretas de un acontecimiento, la sofística invoca la semejanza exterior de los fenómenos y menosprecia su encadenamiento. Así, en el curso de la primera guerra mundial, los mencheviques utilizaban la sofística para justificar su socialpatrioterismo: la guerra imperialista se convertía en una guerra de liberación nacional semejante a las guerras liberadoras de las que había hablado Marx. Aferrándose a la semejanza exterior, el sofista trata de aplicar las leyes de una categoría de fenómenos a una categoría totalmente diferente, a trasladar hechos inseparables de una época determinada, a otra época en la que pierden todo significado. En la ciencia, como en la política, la sofística desempeña un papel reaccionario. Las teorías de ciertos dirigentes de los socialistas de derecha contemporáneos suministran un ejemplo de sofística utilizada en la política para engañar a la clase obrera. Los traidores del proletariado recurren a toda clase de subterfugios para justificar la adaptación reformista al capitalismo, para desarmar a las masas laboriosas frente a la burguesía. Hacen pasar, por ejemplo, a los monopolios capitalistas por un “capitalismo organizado”, por una forma de la transformación gradual del capitalismo en socialismo.

Diccionario filosófico abreviado · 1959:475

Sofística

Empleo consciente, en la polémica o en las demostraciones, de argumentos falsos, los denominados sofismas, es decir, argucias de toda clase veladas por una corrección formal externa. Caracterizando la sofística, a diferencia de la dialéctica, Lenin escribió que la flexibilidad de los conceptos subjetivamente aplicada equivale a la sofística (véase t. XXXVIII, pág. 99). Los procedimientos típicos de la sofística son: separar los acontecimientos de sus conexiones, aplicar las leyes de un grupo de fenómenos a los fenómenos de otro grupo, las de una época histórica a los acontecimientos de otra época, y así sucesivamente. Tanto en la ciencia como en la política, la sofística desempeña un papel reaccionario. Pueden servir como ejemplos de sofística las teorías burguesas y reformistas sobre el capitalismo del pueblo, el socialismo democrático, &c.

Diccionario filosófico · 1965:437

Sofística

Uso consciente, en una disputa o en demostraciones, de argumentos incorrectos llamados sofismas, es decir, de toda clase de subterfugios, disimulados con aparente justeza formal. Los procedimientos típicos de la sofística consisten en arrancar los acontecimientos de su concatenación con otros; aplicar las regularidades de un grupo de fenómenos a los de otro grupo, y de las de una época histórica a los acontecimientos de otra época, &c. La sofística desempeña un papel reaccionario tanto en la ciencia como en la política.

Diccionario de filosofía · 1984:407