Filosofía en español 
Filosofía en español

Nikolai Alexeievich Umov

no figura

Diccionario filosófico marxista · 1946

Nikolai Alexeievich Umov (1846-1915)

Eminente físico ruso a quien se deben importantes trabajos sobre la electrodinámica, el magnetismo terrestre, la teoría de las vibraciones y la óptica. Prosiguió y desarrolló la idea de M. Lomonósov (ver) sobre la indestructibilidad y la no creación del movimiento de la materia, y fue el primero en formular científicamente el concepto materialista del movimiento de la energía, concepto que desempeña un papel importante en la física moderna y en particular, en la teoría del campo electro-magnético. Umov consideraba la transformación de la energía como un proceso objetivo, y ligaba la noción de energía al movimiento de partículas materiales. Contrariamente a los físicos idealistas (ver Idealismo “físico”) que se esforzaban por refutar la ley de la conservación de la energía, Umov demostró que ésta era la ley fundamental de las ciencias de la naturaleza. El descubrimiento de la ley de la conservación de la energía, decía, había asestado un golpe decisivo a las teorías metafísicas de los fluidos imponderables, de la flogística, &c. Umov sometió a crítica algunas tesis erróneas de R. Mayer sobre la incognoscibilidad de las transmutaciones recíprocas de las diversas formas de la energía. A diferencia de otros sabios, insistía en la especificidad cualitativa de las formas superiores del movimiento, y no los reducía a su forma más simple, la forma mecánica. Se alzaba resueltamente contra la teoría idealista de la muerte térmica del universo, demostrando que los descubrimientos del radio, de los electrones, de la transmutabilidad de los elementos “nos conducen a revisar nuestras nociones habituales sobre la materia”. Contrariamente a los idealistas “físicos”, que proclamaban la quiebra de la ciencia, Umov afirmaba que los descubrimientos de la física moderna representaban un inmenso paso adelante en el conocimiento de los misterios de la naturaleza y su utilización en bien de la humanidad. Al objetar a los idealistas que negaban la realidad objetiva, escribía que “la sensación de materialidad y de substancia sigue siendo lo que era, y que la novedad reside únicamente en la manera de concebirla”. Umov refuta las afirmaciones de los físicos “machistas” que sostienen que el hombre “crea” las leyes de la naturaleza, que la materia ha desaparecido y que sólo quedan ecuaciones.

En su condición de patriota verdadero, Umov luchó resueltamente por la primacía de la ciencia rusa progresista. Exaltaba los méritos científicos de Lomonósov, de Lobachevski (ver), de Mendeleiev (ver), de Stoletov (ver), de Sechenov (ver), de Pavlov (ver) y de Timiriazev (ver). Educado en las ideas democráticas y revolucionarias, se indignaba ante las persecuciones sufridas por los campesinos, los crueles castigos practicados en el ejército, las persecuciones contra los alumnos de los liceos y los estudiantes. En 1911, en señal de protesta contra los actos reaccionarios del ministro de Instrucción Pública zarista Kaso, abandonó la Universidad de Moscú.

Diccionario filosófico abreviado · 1959:512-513

Nikolái Alexéievich Úmov (1846-1915)

Físico ruso, profesor de la Universidad de Moscú; en 1911, junto con otros científicos progresivos, abandonó la Universidad en señal de protesta contra la actuación del gobierno zarista. Se dedicaba a la investigación de problemas de la física teórica y experimental, fue el primero en introducir el concepto de flujo de energía (vector Úmov-Poynting). Por su concepción del mundo, Úmov era materialista mecanicista, su ideal filosófico se cifraba en Descartes. Aunque la ruptura de los conceptos de la física clásica asestó un serio golpe a varios principios cartesianos, Úmov se conservó fiel al materialismo, se manifestó contra el relativismo y el idealismo físico. Brillante organizador, popularizador y pedagogo, Úmov contribuyó en gran manera a la formación de la escuela rusa materialista de físicos.

Diccionario filosófico · 1965:473

no figura

Diccionario de filosofía · 1984