Filosofía en español 
Filosofía en español

Filosofía política

[ 558 ]

Desestructuración de la intraestructura de una sociedad natural

La raíz de la desestructuración son las divergencias sociales objetivas cuando éstas llegan a un punto crítico en función del volumen material desintegrado. Las desestructuraciones que aquí nos interesan son aquéllas que pueden desembocar en una reestructuración de la sociedad natural como sociedad política. Éstas no se producirán a consecuencia de una dispersión que desintegra a las partes de una sociedad natural sino que tendrá que ver más con la concentración y aumento de la presión de las partes que la constituyen hasta que la intraestructura cederá bajo el efecto de esa presión. Ese efecto puede hacerse consistir en la elevación hasta un cierto grado de las divergencias significativas entre los patrones (planes o programas) dentro de los cuales actúan las partes de la sociedad natural hasta entonces integradas; un incremento de divergencias objetivas que se reflejará en una multiplicación de las disidencias individuales, ya presentes en la sociedad natural, pero que no se reducen a éstas (que conducirían más bien a la desintegración por anomia o anarquía). Lo importante es la cristalización de corrientes divergentes no ya individuales sino colectivas; por tanto, unas divergencias que no podrán ser neutralizadas por la acción del control social. Estas divergencias formales son la expresión relativa de una realidad absoluta: la configuración según planes y programas virtuales propios de la parte divergente que se enfrenta con las configuraciones de las otras partes del conjunto social. Por tanto, el concepto de divergencia objetiva no se caracteriza tan sólo por su carácter colectivo (respecto de las divergencias individuales) sino por los contenidos prolépticos objetivos. Aquello por lo que una parte colectiva diverge en el conjunto de una sociedad es un sistema de planes y programas incompatibles con los planes y programas de la parte dominante y por ello se requiere que la divergencia no sea meramente individual. Si la divergencia fuese colectiva, pero sus objetivos no amenazasen o comprometiesen la intraestructura, entonces tampoco cabría hablar de divergencia con significado político, sino simplemente de un desarrollo neutro de las posibilidades operatorias de la sociedad política. Neutro, pues la intraestructura quedaría invariante después de la transformación. Según esto, los orígenes de la sociedad política no habría que ponerlos, por ejemplo, en el proceso del incremento y multiplicación vegetativa de las sociedades familiares, según la interpretación tradicional escolástica. {PEP 172-173}

<<< Diccionario filosófico >>>